Claudio Flores

L E X I A

No nos concebimos como generadores de datos, sino como consultores basados en in-side’s. Nuestra diferenciación es que no vendemos kilos de grupos o kilos de encuestas, lo que buscamos es interpretar la información previamente existente, crear la información que haga falta e interpretar en un sentido estratégico para ayudar cliente a tomar decisiones exitosas.

CEDE es una entidad en donde nos agrupamos las mejores agencias que estudiamos los fenómenos de opinión pública para hacer crecer la calidad de este tipo de servicios en nuestro país.

Un buen investigador entiende más allá de la pregunta específica, es decir se quita los pequeños laterales en términos de ver la realidad más amplia, compresible y objetiva.

El principal valor de un investigador es la honestidad. La objetividad es una utopía, una pretensión. Queremos ser objetivos, en términos de buscar la pretensión de verdad, pretendemos encontrar la verdad.

Siempre la verdad está matizada y mediada por quien define esa verdad, entonces un investigador tiene la responsabilidad de construir una representación de la realidad lo más parecida a ella. Asumiendo que es una tarea complicada, difícil y llena de trampas.

No se debe manipular la realidad. No se debe dejar que las filias y fobias operen en la construcción de esta representación de la realidad. Se trata que las filias y fobias ideológicas no intervengan en la definición de lo que se opina, de lo que le duele a la opinión pública, de lo que cree la opinión pública.

Nosotros creemos que la información es útil en la medida que es accionable para hacer cosas, la información es útil si sirve para algo. Consideramos que nuestra mirada aportará a CEDE una visión fresca, innovadora, con ganas de renovar las metodologías con las que se estudia la opinión pública y nos gusta pensar que vamos a subir el estándar del estudio de la opinión pública en nuestro país.

El coqueteo es lo que el sociólogo francés, Pierre Bourdieu, dijo en un artículo, “la opinión pública no existe”. La opinión pública existe en la medida que es una abstracción de muchas opiniones, es la suma de muchos ciudadanos que opinan sobre determinado tema, entonces la opinión pública es una abstracción, es la manera en que se agrupa toda la opinión sobre determinado tema en un grupo social.

La opinión pública, es ese conglomerado heterogéneo de opiniones, donde unas pesan más que otras, donde unas son más consensuadas que otras, pero siempre son una realidad en movimiento, una entidad dinámica, que no necesariamente solo su sumatoria te ayuda a entender de que está hecho.

Una sociedad que no se escucha, esta avocada a repetir sus errores. El estudio de la opinión pública, te permite poner termómetros para entender que está pasando con la sociedad. Es una herramienta muy útil para la democracia.

No permitir que se publiquen encuestas cierto tiempo antes de las elecciones, es un ejercicio que asume que los ciudadanos somos tontos o que nos comportamos como borregos.

Cada vez somos una sociedad más rica, más crítica más informada, entonces medir la opinión pública y comprenderla es muy útil para tomar decisiones como ciudadanos.

En CEDE estamos un grupo de colegas que nos respetamos, que creemos que lo que están haciendo los demás es algo serio, científico, con método.

Agruparnos con colegas que nos respetamos es muy positivo y podemos lograr que el estándar con el que se realiza la medición de opinión pública se eleve.

Tenemos que criticar que sale alguien a la calle con un micrófono y levanta 20 opiniones y así dice qué piensan los mexicanos. Tenemos que criticar ese tipo de cosas que no son científicas, que no tienen una seriedad metodológica.

Es urgente poner un estándar alto para la investigación de opinión pública en México.
La responsabilidad social de CEDE es enfrentar la duda frente a todos. Dudamos mucho sobre los resultados de las encuestas, de la elección, cuando una de sus aportaciones va a ser darle certeza a que haya ciertos estándares técnicos en la investigación, los cuales van a permitir que se gane confianza en la información
que se produce.

La agenda de CEDE consiste en elevar la calidad de la investigación de opinión pública, en hacer mejor investigación y también es importante tener una entidad que defienda los intereses de los agremiados.

De repente vemos reformas electorales que directamente resultan contraproducentes para nuestros negocios y que no son positivas para la democracia ni para nuestra industria.

= ——- =

Regresar